IMPRIMIR

Los latinoamericanos, los más felices del mundo

Por Isaías A. Rodriguez

Es un titular que me llamó la atención en el periódico. La noticia decía que tras encuestar a cerca de 150.000 personas por todo el mundo se descubrió que siete de los diez países con actitudes más optimistas se encuentran en América Latina.

La encuesta concluyó que la gente más feliz del mundo no se encuentra ni en Qatar, el país más rico del mundo, ni en Japón el país con la más alta esperanza de vida, ni en Canadá el país con el más alto porcentaje de graduados universitarios, la gente más feliz del mundo, según la encuesta, vive en América Latina.

Una noticia que llama la atención aunque, tras una pequeña pausa, no nos sorprende. Y entre esos siete países hay algunos tan pobres como Guatemala que, en la lista de las Naciones Unidas del índice de desarrollo humano, se encuentra justo antes que Iraq. Y nos preguntamos, ¿qué es lo que determina que la gente de esos países, que no son ni los más ricos, ni los más tecnológicos, ni los más estudiosos, sean los más felices? Creo yo que se trata de una actitud ante la vida. El pueblo latino, en medio de todas sus estrecheces conserva una actitud positiva anta la vida. Es tradicional el famoso dicho, ante cualquier circunstancia: "Primero Dios". El pueblo latino, sin abandonar el anhelo de progreso ni el de superación en general, ha sabido colocar en primera línea la perspectiva divina. Otra característica peculiar del mundo latinoamericano es la actitud festiva ante la vida: "La vida es una fiesta". En medio del dolor y de la tragedia el latino puede celebrar la alegría del vivir porque es consciente de que por delante siempre va Dios.